La Página-Iglesia mantiene silencio ante demolición de mural en catedral-Diario digital de noticias de El Salvador

Posted on 2012/01/01

1


Se espera que en la conferencia de prensa del domingo 1 de enero, el Arzobispo de San Salvador comente la versión oficial sobre la demolición de la obra de Fernando Llort, que adornaba la Catedral metropolitana, así como los planes que se tienen para sustiuirla.

Última actualización: 31 DE DICIEMBRE DE 2011 15:49 | por Julio Calderón

La Iglesia Católica aún no se ha expresado sobre la destrucción de la obra artística del pintor y escultor salvadoreño Fernando Llort, cuyos mosaicos adornaba la fachada de la Catedral Metropolitana.
Una versión  -no oficial- de lo sucedido apunta a que parte de los mosaicos estaban flojos y ante el riesgo de caer fueron demolidos. Así lo expresó una de las responsables de la demolición que dijo además, no saber que se colocaría en lugar de la obra destruída.

La decisión ha generado desconcierto en diversos sectores del acontecer nacional. Ya la Secretaria de la Cultura (SECULTURA) condenó el hecho por considerar que es un atropello a patrimonio cultural. Asimismo, la familia del pintor ha expresado la tristeza que les causa -a ellos y su padre- ver la destrucción de la obra. Incluso, ha manifestado sus intentos de obtener aclaraciones por parte de las autoridades de Catedral, en vano.

Asimismo, entre la población y feligresía, las opiniones son diversas. "Representaba muchas cosas bonitas para El Salvador, me acuerdo que estaban cosas pintadas que tenían que ver con la paz. Fue un error que la quitaran”, dijo Sergio Solís, un vendedor de fruta en los contornos del templo.

Sonia Mejía de Reyes, una transeúnte, se detuvo a ver los mantos que cubren parte de la fachada de Catedral, y al preguntarle su opinión dijo que “me gustaba antes ese tipo de pintura, pero después me aburrió, parece que eran toallas gigantes. Pero creo que antes de quitarla debieron preguntarle a la gente”.

Testigo de cuando lo hicieron

Adentro del templo, doña Margarita Hernández de Pineda, se detuvo a admirar la decoración, luego de haber orado para que 2012 sea un mejor año que 2011.

“A mí me gustaba los cuadros que tenía. Tengo casi 25 años de venir a rezar aquí, y me acuerdo cuando lo comenzaron a hacer. Cuando Catedral estaba cerrada pues entonces yo me ponía a rezar enfrente, allá me sentaba en el parque, y me quedaba viendo cuando lo estaban pintando, hoy me da tristeza de ver que ya no está, aunque sea un pedacito del ladrillo que botaron me hubiera gustado tener, pero ya no los veo”.

Una de las personas que se encargan de mantener el templo ordenado y limpio dijo que “hasta este momento no nos han dicho por qué lo botaron, unos dicen que a monseñor (José Luis Escobar Alas) no le gustaba, otros dicen que se caían pedazos, y era cierto, y eso podía golpear a la gente. Pero esperemos a que monseñor dé explicaciones”, señaló.

El domingo, tras su homilía y rueda informativa con periodistas, se espera que monseñor Escobar Alas explique la razón que tuvo para ordenar demoler la obra.

Diario digital de noticias de El Salvador

Posted in: Uncategorized