EDH-Educar a los jóvenes en la justicia y la paz

Posted on 2012/01/01

0


 

Por Oscar Rodríguez Blanco, s, d, b.31 de Diciembre de 2011

Estamos finalizando el año 2011. Agradecemos a Dios todos los bienes que de su bondad y amor hemos recibido durante este año. Dios perdone los errores y pecados que hemos cometido y nos otorgue su bendición para el nuevo año 2012.

Las preocupaciones manifestadas por jóvenes que se sienten frustrados por lo que agobia a la sociedad, al mundo del trabajo y la economía, han servido de inspiración a Benedicto XVI para el tema de la 45 Jornada Mundial de la Paz, que se celebrará el 1 de enero: "Educar a los jóvenes en la justicia y la paz". Al leer el mensaje me han llamado la atención algunos puntos:

La iglesia confía en los jóvenes y les anima a buscar la verdad. Les invita a mirar el nuevo año con los sentimientos que inspira el salmo 130: Agradar al Señor "más que el centinela la aurora". Dios traerá la luz, la misericordia y la salvación.

Para educar en la justicia y la paz a la juventud, hay que tener en cuenta que la primera escuela que educa es la familia: En ella se conoce a Dios, se aprenden los valores humanos y cristianos que permiten una convivencia constructiva y pacífica. Es en la familia donde se aprende a ser solidarios, a respetar las reglas, a perdonarse y acogerse el uno al otro.

El Papa pide a los responsables de las instituciones educativas, asegurar a las familias que la formación que reciben sus hijos, es un camino que no está en contraste con su conciencia y principios religiosos.

Pide a los responsables políticos que hagan un esfuerzo, para que a nadie se le niegue el derecho a la instrucción y la libertad y a las familias el derecho para elegir las estructuras educativas que consideren más idóneas para el bien de sus hijos. Solicita al mundo de los medios que su aportación contribuya, en la mejor forma posible, a la educación de sus destinatarios.

La educación es integral, si se quiere formar a la juventud en la verdad se le debe formar incluso moral y espiritualmente. Nunca podemos olvidar, nos dice el Papa, que «el auténtico desarrollo del hombre se refiere a la totalidad de la persona en todas sus dimensiones».

La libertad es un valor precioso que hay que saber interpretar. "Un obstáculo particularmente insidioso para la obra educativa es la masiva presencia, en nuestra sociedad y cultura, del relativismo que, al no reconocer nada como definitivo, deja como última medida sólo el propio yo con sus caprichos, y, bajo la apariencia de la libertad, se transforma para cada uno en una prisión, porque separa al uno del otro, dejando a cada uno encerrado dentro de su propio".

Para una adecuada educación en la justicia no se debe ignorar que existen corrientes de la cultura moderna, sostenidas por principios económicos racionalistas e individualistas, que han sustraído al concepto de justicia sus raíces trascendentes separándola de la caridad y solidaridad.

La caridad manifiesta siempre el amor de Dios también en las relaciones humanas, otorgando valor teologal y salvífico a todo compromiso por la justicia en el mundo» ( Enc. Caritas in veritate).

La paz no es sólo ausencia de guerra y no se limita a asegurar el equilibrio de fuerzas adversas. La paz es fruto de la justicia y efecto de la caridad. Empecemos por vivir la paz a nivel personal estando en armonía con Dios y con nuestros semejantes. Dios les conceda paz y prosperidad en el nuevo año 2012.

elsalvador.com, Educar a los jóvenes en la justicia y la paz

Posted in: Uncategorized